Diástasis postparto

Durante el embarazo, debido a los cambios físicos que sufre el cuerpo femenino, se puede llegar a producir la separación de los músculos rectos del abdomen, esta condición se conoce como Diástasis.

Causas de la Diástasis postparto

El crecimiento del abdomen durante el período de gestación, representa una presión sobre los músculos. Estos músculo están unidos por la acción del colágeno, que es una proteína que se altera con la producción del estrógeno que es muy alta durante el embarazo. Al debilitarse este colágeno los músculos rectos tienden a separarse, mientras el bebé crece en el útero, trayendo como consecuencia que luego del embarazo el vientre se mantenga voluminoso con aspecto flácido.

Mayoclinic.org menciona que éste problema está directamente relacionado con la inestabilidad lumbopelvica y la debilidad del suelo pélvico. Además de hacer a la mujer propensa a la aparición de hernias umbilicales, a sufrir de incontinencias urinaria, prolapsos, molestias en la espalda, dolor pélvico o incluso problemas digestivos como gases o estreñimiento.

Síntomas:

La sintomatología de la diástasis de los rectos solo puede ser valorada por un  fisioterapeuta especialista en la recuperación del suelo pélvico, pero podemos adelantar que debemos estar atenta ante las siguientes señales:

  • Dolor en la espalda baja
  • Mala postura
  • Inestabilidad del core
  • Ligero abultamiento en el abdomen
  • Mala digestiones
  • Escapes, incluso de flatulencias.
  • Dolor con la penetración.

Prevención

Los estudios realizados han evidenciado que hacer ejercicio durante el embarazo previene en un 35% la aparición de la diástasis abdominal postparto. También se han demostrado que estos ejercicios durante el embarazo y luego de él logran reducir la separación de los músculos rectos. Es importante tomar en cuenta estos resultados, para prevenir la aparición del problema, o para reducir sus efectos adversos.

Si sospechas que luego de tu embarazo quedaste con esta condición, nuestras recomendación es una visita al fisioterapeuta especialista en suelo pélvico. Sin embargo debes plantearlo a tu médico tratante, de esta forma podrá evaluarte, y recomendarte las pautas a seguir de constatar la existencia de la diástasis. Si el problema no es severo seguramente te remitirá a un centro de fisioterapia, dónde te indicarán los ejercicios apropiados para mitigar el problema.

Es importante hacer un apartado especial para las mujeres que hacen deporte de alto impacto, de alto rendimiento o deportistas de élite,  las recomendaciones de 2019 Canadian guideline for physical activity throughout pregnancy  establece que antes de volver a sus rutinas de entrenamiento deben visitar un especialista y en algunos casos adaptar los ejercicios enfocados a la recuperación suelo pélvico.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies